Fumando espero

15 11 2010

Pronto va quedar obsoleto el tango de Gardel, del que conocemos más la versión de Sara Montiel, porque dentro de nada no vamos a poder fumar casi en ninguna parte, porque la próxima ley Antitabaco va a prohibir fumar casi en cualquier parte, de modo que los que se deleiten prendiendo un pitillo lo llevan claro. Pero vayamos por partes.

 

 

Como complemento a la ley de 2006, al cambiar el año (si no me equivoco, dejarán el 1 de Enero como día de gracia) una ley por la cual se prohibirá fumar en todo tipo de recintos cerrados, ley que afecta en especial a los bares. Antes dependiendo del tamaño se permitía al dueño de un bar decidir si en su local se permitía el humo del tabaco o no, para recintos más grandes era obligada la división de fumadores y no fumadores. A partir de la entrada en vigor de dicha ley, quien quiera fumar tendrá que salir a la calle para poder hacerlo. La idea es proteger a los no fumadores del humo, que puede llegar a causar cáncer de pulmón y enfermedades respiratorias a los que respiren dicho humo.

 

Vaya por delante que servidor no ha cogido este vicio nunca, si bien sí que me he fumado mis cigarrillos cuando me ha apetecido. Vaya también por delante que soy consciente de los efectos negativos que causan en la salud del que no fuma. Es más los he vivido en primera persona. He compartido habitación con mi hermano durante años, y mi hermano fuma en ella. Desde que empezó con el vicio en serio, todos los inviernos yo me cogía un resfriado de miedo, que me duraba varios días, con abundancia de tos (parecía que era yo el que fumaba) y mocos. Dado que había una habitación libre en casa, me mudé a ella, y desde entonces, ni un solo catarro, ni problemas respiratorios, ni nada. He ganado claramente en salud.

 

También he estado en Inglaterra. Allí no se puede fumar en los pubs, y admito sin problemas que es una gozada entrar en el Cavern, o el Jacaranda, o el Pilgrim, o el Philarmonic y poder tomarte una pinta sin que te ahúmen. Es  de lo más agradable entrar en el Phil, pedirte una de esas hamburguesas con ternera de Aberdeen que están para chuparse los dedos (son caras las jodías), regarla con una pinta de Bombardier’s y todo ello sin que tengas que aguantar el desagradable olor del tabaco mientras comes (hace que la comida sepa peor) convierte la experiencia en toda una maravilla.

 

Las mejores hamburguesas del universo: las del Phil.

Pero detrás de esta medida proteccionista hay un principio democrático que se está yendo a paseo, como bien dijo Javier Marías en su artículo Mundo de Moñas:

 

Y son cada vez más los políticos que, sin darse cuenta de la barbaridad dictatorial que propugnan (o sí se la dan y les trae sin cuidado), piden que cambie la legislación y que, en vez de estar permitido fumar y beber en todas partes salvo en las que se especifique que no se puede, beber y fumar esté prohibido en todas partes salvo en las que se especifique que sí se puede. El autor del artículo que leí, Nick Cohen, señalaba con acierto el disparate de estas pretensiones: acabar con ochocientos años de un principio acordado, según el cual todo acto es legal excepto los que estén tipificados como delito, para dar paso a la monstruosidad de que todos sean delito excepto los expresamente tipificados como legales. El mundo al revés, y el infierno que Orwell imaginó en su novela 1984, advenido dos decenios después.

 

Es por eso que me tengo que manifestar en contra de esta medida. Podría ser el primer paso para medidas prohibicionistas en la misma línea. ¿Qué les impide regular aún más el consumo de alcohol, el consumo de grasas (específicamente torreznos, dice el amigo serestos en el chat MZ del IRC) o las relaciones sexuales (hay que prevenir las ETS)? ¿Velar por la salud de todos puede llevar a restringir las libertades individuales? ¿Cuál será el siguiente paso, prohibir fumar en las terrazas, muchas de las cuales están cerca del tráfico?  Uno no puede evitar hacerse estas preguntas viendo el afán de prohibirlo todo (a los toros me remito). La cuestión de la prohibición total del tabaco en cambio ni se me pasa por la cabeza, por razones bastante obvias, que cualquier lector puede descubrir sin que las señale. Lo que no quita que uno tenga la sensación de que se esté criminalizando a los fumadores. Como decía el especial del tabaco de la revista El Jueves en su editorial: Lo que ya no parece tan normal es pasar de una situación de total indefensión del no fumador (N del A.: Previamente el artículo hacía referencia a que antaño fumaba mucha gente y el no fumador apenas tenía derechos) a una situación de total indefensión del fumador. Los extremos nunca fueron buenos.

 

Hay una cuestión más que he dejado para el final por ser de menor relevancia, pero también ronda por mi mente. Cuando estaba en Inglaterra vi a gente fuera de los pubs fumando y con la pinta de la mano. ¿Permitirán en España lo mismo o como está prohibido beber en la calle habrá multas por ello? ¿Tendrán los bares que aprovisionarse de vasos de plástico para que la gente pueda salir a fumarse un pitillo con la bebida? ¿O tendrán que joderse y dejar la copa dentro? Y a todo esto, ¿hay suficiente policía para que se vigile el cumplimiento de la norma, o no hay cosas más importantes a las que puedan dedicarse? Interrogantes estos ahora sin respuesta y de los que seguro descubriremos la verdad demasiado tarde.

 

Así que lo dicho, aunque entienda de sobra los beneficios para mi salud de la medida, y agradezca no oler a tabaco después de andar de bares, me niego a aprobar esta ley. Prefiero seguir diciendo a los fumadores que aparten un poco el cigarro, por favor, o incluso pedirle uno a mi hermano si se tercia, que dar pie a que luego lleguen otras medidas igual de intransigentes. Puede que luego no se llegue más lejos, pero la mera posibilidad de que pueda hacerse me aterra. Y por ahí no paso.

Anuncios

Acciones

Information

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: