Bienvenidos al Mundodisco

28 07 2010

De todos los mundos de la ficción ése es el más divertido, extravagante, alocado, y a la vez mejor reflejo del nuestro. A lomos de 4 elefantes que a su vez se sustentan en el caparazón de la tortuga gigante Gran A’Tuin, el Mundodisco flota por el universo desde 1983 para delicia de 55 millones de fans que han comprado sus libros, una saga ininterrumpida de 38 libros que, según alababa una reseña de prensa, rompe con el tópico, ya que cada entrega es mejor que la anterior. Yo no iría tan lejos, pero el nivel se mantiene.

Su creador, Sir Terry Pratchett, es un inglés de 62 años recién cumplidos (fanático de los orangutanes y las plantas carnívoras) que se ha situado como el segundo autor de ficción inglés más vendido tras J.K. Rowling. Buena parte de su éxito lo debe a un humor que bebe tanto de los Monty Python como de Jonathan Swift, y a su capacidad para trasladar al Disco muchos aspectos que son dignos de crítica en el planeta que poblamos. Además, maneja con gran habilidad las situaciones y ha creado un puñado de personajes de lo más característico, lo que le permite centrar sus novelas en distintas localizaciones de los 15.000 kilómetros de superficie plana que conforman este imaginario planeta.

Una clásica estampa Pratchettiana

Una de las ventajas que tienen los libros del Mundodisco es que no es imprescindible empezar leyendo el primer libro para enterarse de qué va la cosa. Puedes empezar leyendo, como yo, Hombres de Armas, decimoquinta novela del Disco, y enterarte sin problema de la trama, aun cuando se hacen referencias a novelas anteriores, y donde la situación ha evolucionado con respecto a aquellas, por ejemplo, al octavo de la serie, ¡Guardias! ¿Guardias?, pero la trama de la novela se sigue sin ningún problema. Así que si tenéis la posibilidad de abalanzaros sobre una de las novelas de esta serie, no lo dudéis ni un instante.

Pero el Disco no es un mundo remoto que suene a chino a alguien no habitual de este tipo de lecturas. Prachett sabiamente reúne elementos tanto de la mitología como de la literatura, junto con otros relativos a nuestro mundo propio. Ya la propia concepción del Mundodisco viene de la tradición hindú, que sostiene que le mundo está sustentando por 4 elefantes a lomos de una tortuga. El panteón de los Dioses reúne a diversos representantes de los mitos tradicionales, con alguna adición extra como La Dama. Al lector más avispado no se le pasarán detalles y homenajes entre otros a Frankenstein, La Ilíada, El Fantasma de la Ópera o Trampa 22 (resumida en 4 líneas magistrales), o referencias al Imperio Chino, la Revolución Rusa, los viajes a la Luna, el rock, los conflictos en Oriente Medio o el asesinato de Kennedy. Y bastante claros son homenajes-parodia como Cohen el Bárbaro (un híbrido de Gengis Khan y Conan el Bárbaro, ya anciano) o Leonardo da Quirm, el despistado trasunto de Leonardo da Vinci (con un terrible problema a la hora de poner nombres a sus inventos, entre ellos el termo o los post-it)

El héroe más terrible del Disco: Cohen el Bárbaro

También se alaba la habilidad de Pratchett para introducir temas de nuestro propio mundo en el de sus novelas. En Voto a Bríos se declara la guerra entre Ankh-Morpork (la superurbe del Disco, similar a New York o cualquiera de las que pueblan nuestro mundo) y la desértica región del Klatch, muy parecida a Oriente Medio, y del resentimiento entre occidentales y orientales (los de la ciudad llaman cabezatoallas a los klatchianos, pero no dejan de comer un producto similar al kebab). También las diferencias raciales entran en juego, tema que recoge principalmente la Guardia de la Ciudad de Ankh-Morpork, que en un principio sólo tenía humanos y luego acoge a enanos (incluido Zanahoria, que se cree uno de ellos pese a medir dos metros), Trolls, no-muertos, vampiros y una mujer-lobo, ya que el principal mandatario de la ciudad, Lord Vetinari, no desea que haya discriminación racial, pese a los recelos de Zanahoria o del oficial de mayor rango en la misma, Sam Vimes. Es por esto, y por los citados homenajes que un lector no habitual del género pueda aficionarse a esta humorística serie de novelas.

Así que ya lo sabéis, hay motivos para hacerse con las novelas del mejor autor británico de ficción y segundo en ventas (superior a J.K Rowling en varios aspectos, como el ritmo novelístico). Os esperan Rincewind, el Equipaje, Lord Vetinari, la Guardia, los Dioses, los Magos, los Gremios de Ankh Morpork, Yaya Ceravieja, Tata Ogg, Cohen el Bárbaro y la Horda de Plata, la Muerte y muchos más. Diversión garantizada. Y nunca suficientemente reconocida aquí en la piel de toro.

Anuncios

Acciones

Information

8 responses

31 07 2010
lovemetender

Me apunto la recomendación que no conocía yo esta saga a pesar de haber vendido tantos libros. Reflexión: aún con mi salud intacta, no creo que me queden tantos años de vida para todo lo que me gustaría ver y leer…XD.

1 08 2010
mikemarlowe

Buenas:

Ni a mí tampoco 🙂

2 08 2010
Álvaro Rojas

Hombre Mike, ya se dónde localizarte mejor. Muy buen blog en el que participas. Lo agrego a mi blogroll.

Un abrazo.
Álvaro R.

2 08 2010
mikemarlowe

Buenas:

Gracias boss. Voy a ver si puedo agregar el tuyo

3 08 2010
Álvaro Rojas

Hola Mike.

Gracias por poner mi página aquí en vuestro espacio. Es un honor.

¡Nos leemos!

Un abrazo.

Álvaro R.

28 08 2010
Álvaro Rojas

Este párrafo me ha tranquilizado de sobremanera:

“Una de las ventajas que tienen los libros del Mundodisco es que no es imprescindible empezar leyendo el primer libro para enterarse de qué va la cosa. Puedes empezar leyendo, como yo, Hombres de Armas, decimoquinta novela del Disco, y enterarte sin problema de la trama, aun cuando se hacen referencias a novelas anteriores, y donde la situación ha evolucionado con respecto a aquellas, por ejemplo, al octavo de la serie, ¡Guardias! ¿Guardias?, pero la trama de la novela se sigue sin ningún problema. Así que si tenéis la posibilidad de abalanzaros sobre una de las novelas de esta serie, no lo dudéis ni un instante.”

Y es que hace dos días, fui a la biblioteca y me llevé dos libros, entre ellos, está CARPE JUGULUM. He leído alguna que otra vez por internet sobre este autor. Las referencias eran exquisitas. Pero siempre me hechaba para atrás el hecho de que fueran tantos tomos. Como es normal en la literatura fantastia, nos encontramos con muchas obras que forman importantes sagas las cuales hay que leerse (evidentemente) en orden.

Me alegra saber, que no hay que establecer un orden de lectura entre las obras de Pratchett. Así que una vez finalizada La Cúpula de Stephen King, me meto de lleno en Mundodisco.

A ver que tal. Un abrazo.

Álvaro R.

29 08 2010
mikemarlowe

Buenas:

Carpe Jugulum es bastante divertido, sobre todo por cómo desmonta mitos 🙂

29 08 2010
Álvaro Rojas

Pues me está gustando mucho. Pero no voy ni por la mitad. Ya te contaré más adelante.

Un abrazo colega.
Álvaro R.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: